29 ago. 2010

Actitud Filosófica

Importancia de promover en sí mismo una adecuada actitud filosófica.
La finalidad de una introducción a la filosofía, en un libro particularmente si se trata de un libro que va tratar temas filosóficos. Es menester mostrar en  un escenario
Introductoria corno éste, no es exactamente aprender, en el sentido de retener en la
memoria, determinados contenidos, términos, conceptos, proposiciones , que suelen ser
Calificados como filosóficos, y adquirir así una cierta cultura filosófica. Tampoco la
Finalidad consiste en aprender una doctrina, en el sentido de asimilar un contenido,
Generalmente dotado de un conjunto de valores, respecto del que ya se sabe o se ha
Decidido que debe ser enseñado, especialmente por la incidencia en el ámbito del obrar o
de la conducta de un modo positivo, primariamente un libro de filosofía ha de llevar al
Participante a filosofar a actuar corno filósofo, y vivir esa experiencia humana que
Denominaremos experiencia filosófica o vivencia filosófica ; No se trata, pues
Simplemente de conocer definiciones o clasificaciones tomadas de un diccionario, o
desarrollo expositivos extraídos de un texto . filosofía ha de aprenderse básicamente, si
cabe expresarse así, no de un texto, conferencia o clase, sino de sí mismo, de la
experiencia más profunda como hombre, caracterizada por la reflexividad, la capacidad de
vo1ver sobre la propia experiencia aunque en el filosofar, esta indagación hacia sí mismo
Pareciera constituir la fuente primaria del conocimiento, es claro que para promover y
favorecer tal indagación reflexiva, ayudan sobremanera las obras escritas por los
Denominados filósofos, que ahondaron en esa experiencia,
.
De aquí que sea necesario preguntarse, en los inicios del libro , cuáles son los
Rasgos o cualidades que caracterizan la actitud filosófica. La actitud, en efecto, es una
cierta predisposición para el acto y, en consecuencia, los rasgos de la actitud se
Corresponden puntualmente con los rasgos del acto. En este caso, si se ha de filosofar, se
lo debe llevar a cabo con determinada actitud filosófica, que establece las condiciones que
el hombre ingresante en la filosofía ha de procurar que se cumplan en sí mismos en este
sentido, pueden denominarse condiciones subjetivas, es decir, que se dan en un sujeto,
aquí el sujeto humano, en oposición a las condiciones objetivas las que se tratará luego.

Vías para determinar los Rasgos de la actitud fi1osófica.




Para la determinación de los caracteres que identifican la actitud filosófica un
Recurso válido es tener en cuenta lo que sobre esta cuestión han afirmado los llamados
filósof0s aquellos cuyos nombres, se destacan en la historia de la filosofía. Así es válido
Acudir a los filósofos griegos ,que hablan de la "admiración" o. "asombro" como un estado
muy propio del filosofo, escuchar a Descartes cuando expone detalladamente el camino
de la duda, pero Además de este recurso en el que se apela, al testimonio, de otros
hombres es imprescindible dirigirse a la propia experiencia humana, siempre múltiple y
Variada- en sus formas y tratar de separar en ella, aquella forma- que se denomina aquí
"experiencia filosófica y que se distingue de otras que se denominan por ejemplo,
hedónica. (placentera), estética, científica, religiosa y otras, lo que se entiende
momento-inicial de la reflexión por experiencia humana ha de ser captado necesariamente
de un modo intuitivo inmediato la experiencia humana se identifica aquí, con el vivir o
vivencia del hombre, tornando ambos términos en su más amplia acepción. Una de las
formas de la experiencia o vivencia es la filosófica.
Las enunciaremos a continuación
1 problematicidad
2. Radicalidad
3. Racionalidad.
4. Reflexividad.
5. Historicidad.
Sucesivamente se analizará cada uno de ellos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario